Spanish English French German

Es una consulta frecuente y merece una mención aparte.

Con gran diferencia, la causa más frecuente del eccema de manos es el eccema irritativo. Diferentes factores como la limpieza excesiva de las manos, la humedad mantenida, el uso de sustancias detergentes, productos cáusticos, … pueden alterar la estructura normal de la capa superficial de la piel y producir eccema. Profesiones como sanitarios, personal de limpieza, trabajadores de la construcción, jardineros y agricultores, empleados del hogar, entre otros, presentan un elevado riesgo de desarrollar, en algún momento, algún episodio de eccema irritativo en las manos.

Cuando el problema persiste en el tiempo, se observa una reacción cutánea con enrojecimiento importante, mucho picor, vesículas y exudación, y especialmente si sobrepasa las manos y afecta otros lugares de la piel, es aconsejable consultar al dermatólogo para que valore la posibilidad de que sea una alergia la posible causa del problema. Para ello se realizarán las pruebas epicutáneas.

Consejos para evitar el eccema de manos: 

  • Evitar el lavado excesivo de las manos. Sustituir el uso de agua y jabón por soluciones hidroalcohólicas.
  • Evitar contacto con productos químicos agresivos como detergentes, ácidos, cáusticos, lejías, disolventes…
  • Utilizar guantes protectores adecuados adaptados al trabajo que se realice.
  • Evitar el uso de guantes de látex por su alto poder de sensibilización.
  • Aplicar periódicamente productos emolientes con el objeto de restaurar la barrera lesionada.
  • Si se es alérgico a alguna sustancia, por supuesto evitar el contacto con la misma.